La XIII Marcha Pipe Gómez recorrió 110 kilómetros por la comarca

La tradicional marcha cicloturista organizada por la Peña Ciclista Pipe Gómez contó con cerca de 40 corredores y con la presencia del excorredor profesional cuellarano.

El ex-corredor profesional Pipe Gómez fue el encargado de dar comienzo a la marcha en su honor
El ex-corredor profesional Pipe Gómez fue el encargado de dar comienzo a la marcha en su honor

Un año más, la Marcha Cicloturista Pipe Gómez, que en esta ocasión alcanzó su décima tercera edición, se desarrolló en una jornada deportiva de disfrute del ciclismo, los parajes de la zona y los compañeros corredores.
La salida se efectuó desde el pabellón polideportivo municipal; el concejal Juan Pablo de Benito y el excorredor profesional Pipe Gómez fueron los encargados de cortar la cinta y dar comienzo así a la carrera.
Pipe Gómez declaró su emoción y orgullo al volver una vez más a esta carrera en su honor. El ciclista quiso “ver los toros desde la barrera”, y seguir la marcha desde uno de los furgones, prestando su apoyo en caso de percance. Actualmente es miembro de la Mutualidad de Deportistas Profesionales, tras abandonar hace un año la Asociación de Ciclistas Profesionales; asegura que esta etapa le aporta “una nueva forma de ver la vida” y la ha emprendido con mucha ilusión.
La marcha recorrió 110 kilómetros y centró el circuito en la villa medieval de Fuentidueña, donde se realizó la primera parada con avituallamiento y por la que se volvió a pasar en el tramo libre. Además de la parada en esta localidad, también atravesaron los municipios de Dehesa de Cuéllar, Lovingos, Fuentes de Cuéllar, Moraleja de Cuéllar, Olombrada, Vegafría, Aldeasoña, Laguna de Contreras, Sacramenia, Tejares, San Miguel de Bernuy y los Valles de Fuentidueña.
Tras la prueba, corredores y organizadores se reunieron para comer en un resaurante local; allí, Pipe Gómez fue el encargado de entregar los trofeos.
El club más numeroso fue la Peña Ciclista de Peñafiel; el trofeo al corredor más veterano fue para José Luis de la Rosa Martín; su compañero premiado con el trofeo al corredor más joven fue Enrique Garrote Martín. La corredora fémina premiada fue María Teresa Bermejo González, y el premio al corredor más lejano se entregó al Club Deportivo Ciclista Aguilarense “Alberto Fernández”.
Con esta prueba, puntuable para el Trofeo Castilla y León de Cicloturismo, la Peña Pipe Gómez demostró una vez más su implicación con este deporte que cuenta con tantos apasionados. Su acertado desarrollo dejó con buen sabor de boca hasta el próximo año.

 

Fuente: El Adelantado
Texto y Foto: Chantal Núñez